Al momento de almacenar productos perecederos o no, es necesario tomar en consideración que esto se realice dentro de un espacio que este acondicionado para ello, y los cuartos fríos son uno de esos sitios perfectos para la conservación de los alimentos perecederos.

Vemos, entonces cómo los cuartos fríos están relacionados directamente con los procesos de conservación de productos frescos y no elaborados siendo además  el lugar ideal para realizar la manipulación de los mismos.

Cuartos fríos y su importancia en la conservación de alimentos perecederos y otros productos

Los cuartos fríos son usados en las fábricas, área farmacéutica e industria de alimentos ya que estos pueden proporcionar la temperatura, humedad y el espacio necesarios, para el almacenaje de los productos que requieran de un ambiente refrigerado.

Hay algunas características específicas que deben cumplir los cuartos o bodegas frías y estas se refieren a techos, muros y pisos los cuales deben estar protegidos por materiales aislantes no inflamables e impermeables, dándole así, más seguridad a los cuartos, ya que permiten que la conducción térmica se mantenga muy baja y evitan la aparición de plagas.

De igual manera también deben poseer maquinarias que eviten el vapor, sistemas de nivelación de presión, no frost y de iluminación LED.

Sin duda alguna la importancia del uso de cuartos fríos está en  la preservación de la cadena de frío, en la cual se establecen parámetros relativos a la temperatura a la cual deben colocarse los productos que la requieran, esta debe mantenerse fresca y controlada desde el inicio hasta el final de la refrigeración. La cadena de frío es indispensable en los alimentos que sean fácil de dañarse, en las medicinas y vacunas.

Para evitar romper la cadena de frío es necesario emplear sistemas de almacenaje y transporte en frío, de ahí que en los lugares de producción y venta existan cuartos fríos y los vehículos que se utilicen para el traslado de los productos sean refrigerados.

De llegar a romperse algunos de los pasos de enlace en la cadena de frío  provocaría que las reacciones fisicoquímicas del producto se reactiven pudiendo llegar a descomponerse el producto. Por tal motivo durante la carga y descarga se deben extremar las medidas para que la cadena de frio no se rompa.

Podemos ver entonces cual es la importancia del uso de cuartos fríos, para el almacenaje de productos perecederos y de lo necesario que es mantener la cadena de frío para esos productos, ya que de romperse esta la salud del consumidor se vería afectada.